MI VISIÓN DE EL HOBBIT: UN VIAJE INESPERADO

EL HOBBIT

DSC_1558

Para hablar de esta película tengo que ir por partes:

El 3D: Correcto y poco más. La impresión que me produce esta técnica es la de estar viendo personajes (hologramas) y decorados en una caja de zapatos. Hasta la fecha, he de aclarar que tal vez sea defecto visual mío, el único 3D que me ha satisfecho ha sido el de Avatar. Aun así, me gustaría ver una película de ficción, rodada con esta técnica, en un escenario natural, sin tanta digitalización.

La digitalización: Supongo que depende de qué hablemos. Gollum muy bueno, el plumaje de las águilas, espectacular y bastantes detalles mejorados, con respecto al señor de los anillos. En planos generales y hablando de masas, canta. Los decorados digitales son bochornosos. No creo que ello sea achacable a la tecnología, ya que hay decorados digitales excelentes. Sencillamente son malos.

La música: Me parece correcta. Cumple. Funciona. Recoge temas conocidos y, diría que está pensada para el público, para que este reconozca los temas y baje la guardia para entrar en la versión que Jackson nos propone del libro. El Hobbit no es la novela traslada a la pantalla, es la visión de Jackson para contentar a los fans y seguidores, y he de decir que funciona. Acierta. Es un genio. Sabe lo que el fan quiere y se lo da.

La fotografía: Lo siento. No me quita el hipo. Ni espectacular, ni bonita, ni al servicio de la acción. Para mi tiene dos defectos fundamentales. El primero es que cree en exceso en la digitalización, y se acomoda. El segundo es el constante mareo con la cámara. La utiliza como si fuese una montaña rusa, al servicio de fans educados en la videoconsola, en lugar de al servicio de la historia. De momento le funciona. Excepto para los más incondicionales, a su anterior trabajo basado en la obra de Tolkien, El señor de los Anillos, se le empieza a ver la caspa, para mal. Pienso, igual me equivoco, el hobbit irá por el mismo camino.

Dicho esto, recomiendo sinceramente la película. Es disfrutable al cien por cien. Hasta que llegue una nueva adaptación, esto es lo que hay. Una versión muy bien realizada para el gran público con todas las virtudes y defectos que Jackson exhibe en su anterior visita a la tierra media. Cambios que harán las delicias, molestarán más o menos, serán criticados o alabados según la pasión que despierte la propuesta de Jackson. Mediocre cinematográficamente, genial como producto para consumo de un gran abanico de espectadores, los más abyectos de los cuales se relamen ante la idea de la versión extendida y de los próximos films basados en esta historia, aceptando como dogma de fe todo lo que el gran gurú de la tierra media, Jackson, de por válido para alargar una historia que cualquier gran guionista clásico, con el concurso de un buen hacedor de imágenes, habría narrado con gran brillantez en tres horas.

Aún recuerdo las discusiones por la manera de rodar de Peckinpah o de Leone. El tiempo les ha dado la razón a estos, demostrando que esas escenas, esos personajes, esas situaciones requerían de ese tempo, esa ralentización, de esa manera de rodar y componer. ¿Sucederá lo mismo con Jackson? Imagino que no, ya que la reiteración de situaciones y la orgía de imágenes cuyo único objetivo es estirar la historia sin aportar absolutamente nada, ni tan solo belleza estilística, acaban cansando por su vacuidad y zafiedad. Pero como decía el sabio, para gustos, los colores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s